12
Mónica G.

Holy.

Ya no soy una bomba de relojería 

en tus manos 

porque ya no existes. 

 

Ahora estamos yo y mi vida. 

 

No tengo nada que duela, 

la cabeza no tropieza desesperada 

en tus estacas envueltas de alquitrán. 

 

Me acurruco en una esquina 

tapándome los tímpanos 

porque ahora grita más que yo 

y ya no puedo estallar. 

Mi anhelo, mi vida, 

el mundo al que he salido 

no sé vivirlo.

 

No sé qué tengo que hacer con él 

si no es sufrirlo. 

No entiendo la falta de dolor 

y reniego de estar tan vacía.

 

Quiero volver a caer una y otra vez 

en mis abismos 

y esparcirme por sus suelos polvorientos 

de las cenizas de quien me llevé conmigo. 

 

Quiero sentirme viva y conmigo. 

Me arrepiento de echarme de menos. 

Publicado la semana 12. 16/03/2020
Etiquetas
Compartir Facebook Twitter
Género
Poesía
Año
I
Semana
12
Ranking
0 311 1