48
José A. Guerrero

Jugando

Aclaración: Estos versos pertenecen a Valtpier Lamond, uno de los bardos más reconocidos de Lutheia y con el que la protagonista de la saga que he escrito hace un par de años tiene un encuentro casual en la Plaza de la Fuente de la ciudad de Palitts.

 

En la costa las gaviotas picotean a los cangrejos y una niña pequeña corre detrás de un grifo. No hay manera de comprender qué hay en sus ojos, puesto que son más difíciles de entender que la lengua de un elfo.

Un gnomo se sienta a la sombra de un alero con un cayado en mano, al que deja acostado sobre su regazo y observa el rompimiento de las olas. La niña no le presta atención dado que está muy lejano, ella solo sigue tratando de alcanzar al grifo y sus alas pardas.

Es un día triste en el que nadie está pensando en hacer algo, dado que lo que ocurrió los ha privado de ser felices. Ni siquiera la niña deja de sentirse culpable por los peces, simplemente porque ellos tampoco pueden seguir su juego.

El grifo emprende vuelo antes de ser alcanzado y la niña se le queda mirando con una profunda desazón. La bestia da vueltas en círculos por sentirse añorado, mientras que ella contiene las lágrimas de su corazón.

Publicado la semana 48. 23/11/2020
Etiquetas
Fantasía , En cualquier momento
Compartir Facebook Twitter
Género
Poesía
Año
I
Semana
48
Ranking
3 116 0