02
Juanjo Fernández

El mago de las palabras

Para aquel hombre el acto de escribir era un momento de inspiración divina con el que creaba pequeñas e intensas historias. Hilaba palabras que se encadenaban, rítmicamente, para construir cuentos con facilidad.
En aquel mundo hiperconectado, el gran público necesitaba impactos, historias que pudieran emocionar o divertir en el tiempo que transcurría entre dos paradas de bus o de metro.
No le faltaban enemigos al escritor, el mayor de todos era la notificación sonora del móvil. Cuando anunciaba un mensaje de texto, de voz o, en el peor de los casos, un vídeo de gatitos, sus lectores quedaban atrapados por su archienemigo y abandonaban el relato, rompiendo el hechizo.
Había conseguido ser el escritor más reconocido en el mundo, con la singular característica de que todas historias se leían en menos de cinco minutos. Su regla principal al escribir era respetar escrupulosamente ese tiempo, por ello, leía a una velocidad media todos sus textos hasta que se aseguraba, segundo arriba, segundo abajo, que tenían la duración adecuada.
Pero cada vez era más difícil mantener a su público enganchado a sus cuentos. Llevaba meses viendo como bajaban las ventas de sus e-books, sabía que su éxito llegaba a su fin.
Un día se le acabó la paciencia, así que cerró los ojos y se concentró en una sola idea. Con sus manos hizo unos extraños signos en el aire y, cuando terminó, la oscuridad había envuelto al mundo, y así sería hasta que la humanidad recuperara la magia de las palabras.

Publicado la semana 2. 06/01/2020
Etiquetas
Compartir Facebook Twitter
Género
Relato
Año
I
Semana
02
Ranking
0 199 0