07
Victoriano Pedernera

Dios aletargado

Y cuando Dios despertó de su letargo...

el mundo estaba en ruinas.

Miró a su alrededor y mas allá, hasta

lugares recónditos, que sólo Él podía ver.

Camino unos pasos y se detuvo.

En sus ojos se reflejaban olas gigantes,

desbastando todo a su paso. Lenguas de

fuego infinitas,devorando todo,a medida

que avanzaban.

Vio las ciudades reinadas por la anarquía

y el caos.

Vio dioses y semidioses inventados. 

Gente que adoraba objetos inertes,sin el 

mínimo atisbo de luz.

Oyó blasfemias en todos los idiomas y de

todas las religiones. La más común: Dios

no existe.

Miró hacia arriba, nada surcaba el aire.

Sólo vio un humo fétido y gris.

Camino hasta el punto más alto del

mundo. Alzó su mirada al cielo y exclamó:

Dios, porqué permitiste esto.

Se tomó la cabeza con sus manos y se

sento...

Recordó que Él...que Él era Dios.

Publicado la semana 7. 12/02/2019
Etiquetas
Compartir Facebook Twitter
Género
Poesía
Año
I
Semana
07
Ranking
0 144 2