37
neKKKro

Tan solo Vos y Yo

La absurda costumbre de ir siempre al pie

La vieja balanza, la venda que cae

La espada oxidada en el patio de atrás

Sentirse desnudo en la procesión

Chamuyos baratos vendiéndome el sol

Rutina de espantos, canción del adiós

La métrica idiota azotando mi sien

Silencios partidos por tanta ambición

La luna callada que todo lo ve

La esquina, la noche y la niebla en la piel

 

Distintos anhelos, distinta moral

La burda agonía de andar por andar

La ida, la vuelta  y nunca encontrar

Distinta es la vara cuando me toca a mí

Distinto el castigo, distinta la fe

El mismo triste bandoneón suena en la oscura inmensidad

Con su repiqueteo peculiar bosqueja lágrimas de amor

Todo se envuelve en miedo, corazón

Todo se pone espeso

La duda siempre hostiga a la razón

Y se desdibuja en sueños

El maula siempre abraza a la traición

Y se desangra en su fatalidad

 

El desencanto y el horror paseando en las veredas

La incertidumbre como un vendaval que a todos nos condena

Provoca espasmos y derrumbes

Todo es misterio en la ciudad

Todo es un trago amargo

Todo es un cuento de nunca acabar

Todo está envuelto en llamas

Y en la inconclusa obstinación

Cruje la vara y cruje su moral

El sueño se termina

Delaciones que acorralan

A los necios que se espantan

La soberbia, como siempre, es su única moneda

Despiadados aprendices que bifurcan los senderos

Malandrines desdichados que se fugan a destiempo

 

Vos y yo, tan solo vos y yo

Balconeando la vida de este lado de la muerte

Esperando a que el cuento se termine

Suena en la noche tu solitaria voz gritándole al destino

Y en esta empecinada pesadilla mi corazón se espanta

Y en ese encurdelado palpitar hablábamos del mar, hablábamos del sol

Y en este entrevero marginal ya no hay lugar para el rencor

Vos y yo, tan solo vos y yo

Publicado la semana 37. 13/09/2019
Etiquetas
Compartir Facebook Twitter
Género
Poesía
Año
I
Semana
37
Ranking
3 296 0