46
lopez.reymundo

Libertad

   Tengo la mente en rosa,

y las calcetas y el acuario,

cuatro rombos verde y agridulces custodian

mi alma concéntrica y roja de lagarto,

un monstruo con dientes multicromáticos

juega al beisbol en mi azotea,

el neumático de mi bicicleta de plata

nunca toca el firmamento pero se desplaza

como ferrocarril humeante de canela,

estoy sentado vestido de negro sobre

un asteroide infraccionado por exceso 

de majestuosidad,

persigo con un ramo de flores a la luna,

en la oscuridad flotando como suave jazz,

tres extraterrestres hacen meditación 

en la escuela donde entreno alados y alimañas,

la lluvia me lanza estrellas sonrientes

y libera mi destartalado paraguas de bambú,

cansado de recibir hojas secas en otoño

y piedras de río en invierno,

millones de glóbulos blancos

me defienden del lupus la demencia y 

las pesadillas,

formando figuras multiformes 

de espectros cómicos en el cielo y el mar,

mis sandalias de clown me guían 

hacia mí misma 

en blanco y negro,

observo con desden a los radicales,

zanahorias amarillas y violeta

alimentan mi hambre ancestral,

soy una minúscula jinete osada

sobre un caballo alado de

cristal irrompible de pasión,

como mis piernas en el agua 

de las montañas,

llevo tatuadas mariposas luminosas

para ahuyentar al miedo y al desvelo,

somos cinco unicornios que dejamos de

creer en los humanoides y en los infiernos,

un dálmata salvaje me anima la piel,

mientras me celebro desde una pantalla

que tiene una sola película,

antigua y sin sonido,

sonrío con la luz de mi teléfono

quemandome las pupilas en medio

de la noche

mientras espero la segunda

venida de la libertad

 

Publicado la semana 46. 11/11/2019
Etiquetas
Gospel , El día a día , En la plaza central de tu ciudad pueblo o lugar de residencia , pasear
Compartir Facebook Twitter
Género
Poesía
Año
I
Semana
46
Ranking
0 134 0