Semana
15
Sócrates

LAS CHICAS NO SABEN CORRER

Género
Relato
Ranking
0 14 0

Durante el segundo verano que pasamos en el pueblo, se unieron a nuestro grupo algunas chicas. La decisión no fue unánime. Muchos de nosotros pensábamos que las chicas eran tontas, que se reían por nada y que no sabían correr. Pero eso fue antes de que conociéramos a Lilian.

No tenía un pelo de tonta, hablaba poco y lo que decía cerraba las discusiones. Además, corría como un gamo. Era una chica un poco extraña y seria, pero cuando reía daba gusto mirarla y sonreías sin darte cuenta cuando escuchabas sus carcajadas.

Hasta entonces, Bill había sido nuestro jefe: a partir de la aceptación de las chicas y de Lilian en el grupo, muchas veces la mirábamos a ella esperando su opinión. A Bill no parecía importarle, y Lilian, con una intuición impropia de sus años, siempre le miraba a él y le pedía su parecer. Y siempre coincidían.

Yo me enamoré de ella aquel verano: creo que todos lo hicimos.

 Las tardes que estábamos con las chicas, jugábamos casi siempre a un dos tres, escondite inglés. Yo tenía una habilidad especial en encontrar buenos escondites. Algunas veces, cuando sentía moverse el ramaje cerca de donde yo estaba, contenía la respiración y soltaba el aire cuando veía que era uno de los que buscaban un sitio. A todos los echaba de mi lado. Sólo cuando veía aparecer a Lilian, le hacía un hueco junto a mí. A veces, nos tomábamos de las manos y esperábamos llenos de emoción que nos encontraran. La luz se colaba, polvorienta, entre las ramas y dibujaba líneas de luz en su rostro.

Cuántas veces deseé entonces que no nos encontraran nunca.

Publicado la semana 15. 15/04/2018
Etiquetas
Angels in Heaven - Chris Rodrigues & The Spoon Lady
Compartir Facebook Twitter