Semana
04
Román

Tierra y Bocas

Género
Relato
Ranking
1 153 5

TIERRAS Y BOCAS

 

El autobús ronroneaba igual que los pensamientos de Alaida, enfermos y con sabor a roto. Tan estropeados y nocivos que no pudieren dar cúlmine ni llegar a su destino.

Pero marchó igual, partiendo en no retorno y menos consecución.

Ojalá hubiesen ardido, sufrido accidente mortal o tetraplejias. No tendrían tanta suerte.

Cuestión de momento y oportunidad. Que aguardaba agazapado.

Un tramo, un túnel mal iluminado, una curva a su salida; donde circulan solos, sin compañeros de ruedas, sin miradas aviesas.

¡Jodida providencia tramposa!

La línea continua se derivó en sonrisa y luego fauce.

La boca de la tierra se abrió y tragó sin místicas ni masticar.

Ni rastro o pista hubo y habrá de vehículo y pasajeros.

Caen que no flotan. Gritan que no rezan.

Entre apéndices deformes y curiosos. Telarañas hambrientas y habitadas.

Practicantes del Sí tocar.

Que arramplan tentempié humano en su buffet, violentando cristal y carne.

El pasaje se reduce. En agonía. En digestión corrosiva perenne.

Las pocas fosforescencias son ojos que tienen dientes.

Los demás, malvivientes, botan rebotan y vomitan abismo.

Hasta que se estrellan; amerizan húmedos de polución sin motivo ni noche. Excitados en miedo.

Se miran, miden y comprueban. Enteros y perdidos. Desplazados. Con las vísceras de los comidos como recuerdo y fanfarria.

Quieren salir en premura del transporte como si tuviesen permiso o posibilidad. Como si el terror estuviere más dentro que fuera.

Se cierra el agrio metal, latente y latiendo. Insuflado de ánimo sin conciencia. Cuasi poseído.

Coaccionado, craso palabro.

O carruaje zampa hombre (y mujer y niño), u otras criaturas comerán autobús.

Decidir.

Y decide.

Al igual que Alaida, jugando con sus legos invisibles. Despreocupada.

Los cuatro estados de la materia entran en escena, combustionando.

Capacidad regalada. Transmutación.

Es por las risas. Y más por el dolor.

El transporte se deshace y rehace en jirones: sólido, niebla, líquido, plasma. Viola todo y cualquier orificio anatómico. Mental. Penetra con punta y filo. Horadando. Ampliando. Perpetrando oquedades nuevas.

Entra y sale. Empuja y aprieta.

Quiebra. Brutal.

A las y los valientes, el cuerpo primero.

A los y las cobardes, la mente primero.

La orgía se tiñe.

Tormento de minutos en versión extendida infinita. Sin escenas eliminadas ni censuras núbiles mojigatas.

El agujero mastica y muerde, degusta los alaridos, temores y padeceres.

Hasta su final cíclico.

El bus llora. Como nunca lloró ningún bus.

Expulsa, da por cerrado el viaje. Se vacía. De aceite, sangre, gasoil y agresión.

Mira arriba.

Esperanzas.

Y le recuerdan lo mejor de ganar vida: conseguir muerte.

Propiajena.

Balanza.

La cueva es intestino y los ácidos de la humanidad y su origen degluten.

¡Se alimenta de sí misma!

El penúltimo aullido se extingue.

Las entrañas se dan por satisfechas.

Las mandíbulas se cierran. El eructo sabe a óxido. La cicatriz nace sobre la tierra.

Una más.

Ahora, a esperar el siguiente autobús.

                                                                   Coche.

                                                                             Tren.

                                                                                       Avión.

                                                                                                 Bicicleta.

                                                                                                              Paseo.

¿Cómo me dices que te gusta más viajar?

 

Epílogo I:

Alaida excava invertido e invertida. Brota entre el barro pero no es flor. Aunque sí hace fotosíntesis de sacrificios. 

Se incorpora, se limpia, se relame. Siente su interior. Nuevas formas. Ríe demente.

Y continúa caminando por el mundo buscando un amig@...

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  

Publicado la semana 4. 23/01/2018
Etiquetas
Música de ascensor... perdón, digo... Autobús. , Sombras de susurros. , Antes y después de viaje o excursión.
Compartir Facebook Twitter