49
Paloma Goin

Midiendo el tiempo

Y si el tiempo fuese
como el mejor amante
y jugase al ritmo que queremos
deshaciendo, fugaz, los minutos de ausencia,
las horas de distancia,
resbalando mientras nos amamos
con cadencia de lluvia en los cristales.
Sería como los cuentos de la infancia
leídos a la cabecera cada noche
y con la duración determinada
por el ritmo de nuestro parpadeo.
Si el tiempo no luchase
siempre en el otro bando
y nos diese una tregua en la batalla
deteniendo los granos de arena,
las agujas de plata, los pulsos del cristal,
acelerando su paso si te busco
para igualarse con mi anhelo.
El día moriría pensándote
y en la certeza de tu vuelta me acomodaría
como en la arena tibia
cuando espero que lleguen las olas.

Publicado la semana 49. 04/12/2018
Etiquetas
Compartir Facebook Twitter
Género
Poesía
Año
I
Semana
49
Ranking
0 31 2