20
Merche Blázquez

De corduras y camellos

  Vale que sea imprescindible la ropa de cordura para viajar en moto, pero que al llegar a África se te meta una caravana de camellos delante en un tramo donde no está permitido adelantar, hace que te acuerdes de la madre del inventor de la cordura y de la del que se le ocurrió esta locura de viaje.

  Que voy por el puto desierto, señores. Que a los lados no tengo más que dunas. Que aquí pasan máquinas quitanieves adaptadas para quitar arena, porque si no, el asfalto queda escondido y a ver quién es el guapo que circula sin la compañía de Carlos Sainz. ¿Por qué cojones tienen que circular por la carretera los putos camellos? Vamos, que si fuera enero e hiciera frío me acercaría al colega con turbante que los lleva para entregarle mi cartita con los bordes a rayas azules, rojas  y blancas.

  La gente está muy mal de la azotea por aquí. ¡Pues no va un tío y le mete una puñalada al fardo de harina que lleva el camello en las alforjas? Va perdiendo carga. 

  Dice mi padre que tuvieron que fabricar otro modelo de carta para escribir a los Reyes Magos porque los anti-culés se sentían ofendidos. ¿Qué culpa tenemos de que los Reyes sean del Barça? Jodeos, merengues. Ja, ja, ja, ja, ja, ja.

¡Qué andares tiene el camello este!, fijo que es camella. ¿Os acordáis del chiste? ¡Sujétame a la camella! Ja, ja, ja, ja, ja, ja.

  ¡Qué viento más ricoooooooooo! ¡Ehh, llevo cortejo! Se me han acoplado dos tías en bolas con luces de colores en las tetas. ¡Oye, guapaaaaaaa, sujétame a la camella!

  ¡Hoooostia, qué pasada de moto tengo, que voy levitando igual que Luke y Leia por la luna de Endor! ¡Wiiii, wiiii, wiiii! ¡Ta-ta-ta-ta-ta-ta!, adiós, soldadito imperial! Ja, ja, ja, ja, ja, ja.

  ¡Hoooooooooostiaaaaaaaaaa! ¡Pedazo de piscina ahí delante! ¡Princesa, aterrizamos!

*  *  *

  —¿Dónde estoy? —pregunto al despertar en una cama de hospital escuchando los pitidos de las máquinas.

  —En In Salah, Argelia —me contesta un hombre con un pronunciado acento árabe—. Estás en el hospital. Sufriste una sobredosis por inhalación de cocaína y tuviste un accidente con tu motocicleta.

  «¡Puto camello!»

Publicado la semana 20. 20/05/2018
Etiquetas
Los compis del cole tienen que cambiar de camello , Locura, camello, cordura
Compartir Facebook Twitter
Género
Relato
Año
I
Semana
20
Ranking
5 371 3