Semana
13
Género
No ficción
Ranking
2 240 4

  Cuatro ruedas, grandes, más grandes que mi cabeza; sobre ellas, un armazón en cruz en el que se encastra un capazo; una barra larga a lo ancho con la que mi madre lo dirige.

  Tres ruedas, pedales y manillar. Ya no necesito a mi madre, solo el patio de casa, donde dar vueltas y vueltas, aunque mi hermano me molesta a veces.

  Dos ruedas, pedales y manillar. Calle y campo. Caídas, rodillas raspadas. Equilibrio. Frenos. Deporte.

  Dos ruedas, motor y también pedales. Gasolina, dinero. Juventud.

  Cuatro ruedas, motor, volante y acompañante. Libertad. Viajes.

  Seis ruedas, eje trasero doble, sesenta y una plazas, catorce metros. Fuera del país. Conductor de primera.

  Catorce ruedas, dos ejes más otros dos,... o tres; y quinta rueda: tractora y semirremolque. Cientos de cuatro-ruedas-con-motor como pasajeros. Miles de dos-ruedas-con-motor como pasajeros. Millones de kilómetros. Millones de litros de gas-oil. Literas, miles de noches fuera de casa.

  Seis ruedas, ¿o tal vez ocho? Grúa, maquinaria elevadora. Dormir en casa. Horas, horas, horas que no compensan.

  Seis ruedas, si es sencillo; diez, si es articulado. Uniforme, pasajeros, billetaje. Ciudad, tráfico, paradas... Estrés y estabilidad.

  Dos ruedas, motor y manillar, dos cilindros en V. ¡Strooooommmm! Casco, maletas, paquete.  http://rodandocontraelcancer.com/. Rodar, rodar, rodar.

Publicado la semana 13. 28/03/2018
Etiquetas
https://www.youtube.com/watch?v=dhT2smcNHGU, Yo para ser feliz quiero un camión, El blues del autobús, Another one drives a Duster , El Capi , Rodando , Ruedas
Compartir Facebook Twitter