34
German NM

La huida (12)

Finales de verano de 1985.

La mujer del sacristán, después de un azaroso viaje con el bebé (perfectamente escondido en un rincón del coche), llega a la finca de los Manzaneque, enclavada en Colmenar (Málaga).

Una vez allí, ofrece al matrimonio la posibilidad de quedarse con la criatura, a cambio de dos millones y medio de pesetas.

"De ahí tengo que dar una parte muy importante a los funcionarios que van a certificar que la adopción es válida".

La mujer le dice : "Será a tu hijo, que es Secretario de Juzgado".

A lo que la sacristana le responde : "A quien tenga que dárselo".

El hombre no quiere aceptar el trato, porque le parece, no sólo ilegal, sino también inmoral.

A lo que le mujer le espeta : "Si es que eres un milindris para todo. Si no tenemos hijos porque no sirves ni para follar. Cállate, que calladito estás más guapo".

El hombre dijo, con voz apenas audible : "Lo de no tener hijos, según el ginecólogo, es culpa de los dos, y lo de no poder adoptar, según el Juzgado, es por culpa tuya".

La mujer se levantó de la butaca en la que estaba sentada, y le arreó un bofetón que tiró al hombre al suelo. "Aquí no tienes nada que opinar".

Y volviéndose a la sacristana, le preguntó : "¿Como sé que nadie buscará a la criatura?".

"Nadie sabe que estoy aquí, sólo mi marido. Y ese, pinta menos que el suyo", concluyó, con una sonrisa cínica, mientras miraba al hombre tirado en el suelo.

"Trae los papeles de la adopción, y te doy el dinero".

"La mitad, ahora, y la otra, cuando todo sea legal".

"¿Y la criatura, dónde se queda?".

"Se la puede quedar ya. Cómo me intente engañar, le lleno de guardias civiles la casa en menos de lo que se tarda en decirlo"

Se dieron la mano.

"Trato hecho", dijeron las dos a la vez.   

Publicado la semana 138. 20/08/2020
Etiquetas
Miles Davis , La vida misma , En cualquier momento
Compartir Facebook Twitter
Género
Relato
Año
III
Semana
34
Ranking
2 227 0