Semana
27
Género
Relato
Ranking
0 50 0

Esa noche tocaba sopa con tropezones y él no pudo evitar examinar los restos del plato. Leía el futuro en ellos, como los antiguos augures. Era una obsesión desde que intuyó la muerte de sus padres en un plato lleno de espinas. Creó su propio lenguaje, misterioso, meticuloso y preciso.

Al principio sus camaradas le asediaban, interrogándole sobre su futuro; hasta que se corrió la voz de que había predecido dos muertes. Empezaron a temerle y a evitarle, escondiéndole los platos.

El día que cayó, de un balazo en la espalda, leyeron en su diario: “la compota dibuja el símbolo de Caín: te matará tu hermano”.

Publicado la semana 27. 08/07/2018
Etiquetas
Compartir Facebook Twitter