13
ALBATROS 2705

PROMESA ETERNA

Un día, hace ya muchos años, una mujer se acercó a Manuel y con una frase corta, le resumió todos sus sentimientos.

—Manuel, quiero vivir contigo hasta que la muerte nos separe.

El hombre, que no era nada agraciado y al que las mujeres no le prestaban atención, aquellas palabras le llenaron de ilusión.

De aquel encuentro nacería un amor profundo, en el interior de cada uno de ellos. Hasta que años más tarde llegó el momento de la prueba, que determinaría la calidad de su amor.

Sara enfermó gravemente. Manuel la cuidaba con el mismo cariño con el que se cuida a un bebé. Se pasaba cantidad de horas a su vera, quizás esperando, que un milagro le devolviera a la mujer que un día le diera un soplo de alegría a su vida.

Sin embargo, las circunstancias apuntaban a todo lo contrario. Una mañana, Sara abrió los ojos. Le cogió las manos y mientras se las acercaba a su boca para besarlas, le dijo:

—Amor mío, acuérdate de mí promesa cuando nos conocimos, “hasta que la muerte nos separe”. Pero, tú has de seguir viviendo y al hacerlo, permitirás que yo viva a tu lado y nunca estarás solo.

 

 

Publicado la semana 13. 26/03/2018
Etiquetas
Relatos , En cualquier momento
Compartir Facebook Twitter
Género
Relato
Año
I
Semana
13
Ranking
0 397 0