46
Javier Oliva

cualquier cosa, hablamos

después de aquel ‘cualquier cosa, hablamos

’, me quedaron claros varios aspectos

de tu atractiva personalidad

: que podía contar contigo

hasta en situaciones ciertamente inverosímiles

, que también en tu pena

harías un hueco para que cupieran mis dolores

, que hasta marearías la perdiz

solo por darme ese pequeño gusto

, que podríamos juntarnos

solo para ver olas y paisajes

, iconografías y murales

, paredes blancas y tortugas

, y que entre mundo y mundo

trataríamos de tender puentes

y si no escaleras de pintor

y si no solo peldaños, así como en el aire

; también tuve claro

cuando dijiste aquello de ‘cualquier cosa, hablamos

’, que una inmensa confianza me abrazaría por los costados

, y que tras un tiempo de exponerme al calor

me llenaría mucho de paz mezclada con sabiduría

, supe que podría telefonearte a las maduras

, tocar tu timbre en las duras

y morder manzanas sin quitarles la piel

; el resumen es que a veces

tú por un lado yo por el otro

y la franja del presente

cada vez más ancha

y la parva de la muerte

cada vez más cerca

.

 

Publicado la semana 98. 18/11/2018
Etiquetas
Compartir Facebook Twitter
Género
Poesía
Año
II
Semana
46
Ranking
0 40 0