04
Javier Oliva

a medio palmo

el gallinero está en desorden

se ha levantado polvo en el pajar

, pero las grullas llevan semillas en sus picos

y pasan migrando

con el solo permiso de los vientos

: oigo trompetas casi desafinadas

como las de haendel hacia el final de su alegría

, me desconciertan las uves de otras aves por el cielo

, me recuerdan que este trayecto es breve

y sigo peinando flequillos, cortando uñas

, extendiendo polvos de talco

en las zonas soliviantadas

, colocando calcetines, doblando servilletas

, revistiendo los cajones de las cómodas

, llevando delicadamente

las cenizas de seres queridos

en la parte trasera de un coche

entre cinturones de seguridad

, rabia, cólera y llanto

; sigo por este camino

, pero

ya no puedo ser el mismo

ya no soy la misma

: vinieron vendavales

han ocurrido desgracias

hemos saltado en ocasiones por las ventanas

pisé asfalto amorfo

hizo calor

merendamos buenas raciones de angustia

fue necesario morir

en distintos puntos del recorrido

: ahora bien, estamos volviéndonos fuertes

voy escondiendo cada vez menos ropa

oculto poco

porque procuro mirar por dentro de las cosas

me dices que todo está a medio palmo

: el salto está a medio palmo

, tu historia está a medio palmo

, el cuenco que forman tus manos

, el hombro que arrima músculo

, la increíble serenidad

que despliega tu amparo

, esa indecente cantidad de cariño

que está a punto siempre de salir

.

Publicado la semana 108. 27/01/2019
Etiquetas
Compartir Facebook Twitter
Género
Poesía
Año
III
Semana
04
Ranking
0 88 0