Me abro, me quito la ropa y me quedo ahí delante de tí pero ni siquiera te escucho creo que ni me miras, me haces dudar de si sirve de algo estar; quizá este no es mi lugar, quizá no sé ganar tu atención y de repente todo se para. Cojo un puñal y me abro en canal te lo muestro para que puedas verlo, mi corazón, mi alma , mi dolor…

Da igual lo que haga, entonces me pregunto para que mostrártelo y me doy cuenta de que era yo quien necesitaba verlo.

 

Golpes: Semana #40

Comentarios (1)

  • Almendros . 15 octubre, 2017 . Responder

    Vaya tela! Abrazo.

    Zamoranita? Ja,ja,ja.

 

Todos los textos son propiedad de sus respectivos autores - Contacto: los52golpes@gmail.com