Tengo los campos plagados de olivares bondadosos, que recorren con su vida allá donde abarca la vista. Le dan trabajo a mis gentes, vareando el suave fruto que resistió a las heladas, al calor de mi verano y creció como la espuma, entre hojas macilentas que los guardan con cariño. Suave oro líquido en venas encalladas por el tiempo, por el trabajo en el campo y curtidas por el sol. Tesoro que dan mis tierras, fértiles hasta la locura, cubiertas por los olivos que resplandecen al dí­a como en una llamada oculta a la diosa de la fertilidad.

Acojo con gran cariño a quien quiera visitarme, soy tierra de viandantes, de eternos paseos al sol. Te acogeré, si tú quieres, en bellos pueblos encalados, todos cubiertos de blanco, de macetas de colores, brillos, vinos, dulce cata en la que guardo, con celo escondida, la receta de la felicidad. Y pasearás por mis calles como si no fueras extraño, calles rectas, empedradas, viajes a tiempos pasados, secretos que tienen guardados y que podrás compartir. Te fundirás en abrazo entre el calor de mis gentes, uno más en tierra extraña, que ya no nunca lo será.

Aceite y vino mis tesoros, soy tierra de paladares, jamón, queso, marisco y pesca, no te lo dejes pasar. Y en cada rinconcito mí­o encontrarás lo que buscas, dulce como nuestra música, salado como mis mares, picante para calentarte y ácido si estoy en flor.

Te ofrezco lo que me pidas, te doy el mar y la montaña, olivares que verdean y bastos campos de mies. Aquí­ podrás refugiarte del sinsabor de tu vida, encontrarás la salida entre ferias y alegrí­as. Bellas ciudades preciosas, surcadas por amplios rí­os, monumentos especiales que siempre podrás visitar. Y si necesitas albergue, siempre habrá allí­ un primo mí­o que en su casa, con salero, cariños y cachondeo, no tendrá problema alguno para poder acogerte y que puedas descansar.

Así es la tierra sureña, la que está en el sur de España, tierra de sueños y anhelos, orgullosa de su raza. Si cruzas Despeñaperros ya la podrás disfrutar.

 

Todos los textos son propiedad de sus respectivos autores - Contacto: los52golpes@gmail.com